jueves, 7 de marzo de 2013

Muerte de plástico

Texto: Free Agent

Cachalote muerto tras ingerir plástico . Foto: Wikicommons


Un estudio realizado por el equipo de Renaud de Stephanis, de la Estación Biológica de Doñana del CSIC revela que el cachalote de 4.500 kilos y unos 10 metros de largo que fue hallado muerto, el 28 de marzo de 2008, en una playa de Castell de Ferro (Granada) murió por la ingesta de 59 trozos de plástico procedentes de invernaderos que pesaban un total de 17,927 kilos. El cachalote está catalogado como una especie vulnerable en España y en el Mediterráneo. Se calcula sólo quedan 1.000 ejemplares.


El estudio da una idea de la gravedad de la polución marina

“Uno de los tres estómagos del animal había explotadol, el intestino no contenía alimentos. La causa de la muerte fue presumiblemente una ruptura gástrica por los restos, lo que se unió a un problema previo de desnutrición”, relató de Stephanis en la revista cinetífica Marine pollution. El estudio confirmó que tenía en el interior 26 piezas de 29,9 metros cuadrados del plástico transparente típico de los invernaderos; 4 restos de bolsas negras para cultivos, 9 metros de las cuerdas usadas para fijar invernaderos y 2 mangueras que medían 4,5 metros.


Un vertedero de plástico

En la actualidad, hay documentación científica que demuestra que el plástico que contamina océanos y mares causa la muerte de 250 especies afectadas, entre ellas tortugas, peces y aves marinas. La muerte de este cachalote es el cuarto caso documentado en el mundo se suma a los dos hallados en California y uno en Grecia.

En el Estrecho, los cachalotes se distribuye frente al Poniente almeriense y Granada, donde el mar de plásticos es una triste y abudante realidad. Según un documento de la Junta de Andalucía, “la producción de residuos plásticos de invernadero se estima en 2.400 kilos/año y hectárea de polietileno de larga duración”. Sólo en El Ejido, se producen al año 45. 000 toneladas de plástico para invernaderos. En Almería hay casi 40.000 hectáreas bajo invernadero.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada